Es un crossover compacto atractivo y seguro de sí mismo, con un inconfundible estilo europeo y las mayores posibilidades de personalización que haya tenido nunca un Kia. Cuenta con una gama de motores ligeros gasolina y diésel, emparejados con cajas de cambio manuales, que proporcionan unas emisiones bajas y un alto rendimiento. La estabilidad y el confort de suspensión están ajustados para maximizar el placer de conducción, con una dirección y una suspensión adaptadas a nuestros gustos.

Deja un comentario

¿Quieres estar informado?